miércoles, 5 de julio de 2017

Expulsan a Sagan y Cavendish abandona



La cuarta etapa del Tour de Francia, ayer con final en Vittel, vivió un final accidentado en el que se produjeron dos caídas en el último kilómetro, con expulsión del eslovaco Peter Sagan por un codazo y victoria al esprint del francés Arnaud Demare.

Sagan (Bora), actual campeón del mundo, fue expulsado tras provocar la caída del británico Mark Cavendish (Dimension Data).

"El jurado decidió descalificar a Peter Sagan del Tour de Francia de 2017. Ha puesto seriamente en peligro a varios corredores en el esprint en Vittel", declaró el presidente del jurado de comisarios, el belga Philippe Marien.

Las dos anteriores descalificaciones por comportamiento antideportivo en el Tour llegaron en 1997 (Tom Steels) y en 2010 (Mark Renshaw).

"Un tipo llega con su camiseta de campeón del mundo (Sagan) y cree que puede permitirse todo", criticó el esprinter alemán André Greipel.

Tras su caída, Cavendish pidió una explicación a Sagan por su codazo.

"Estaba siguiendo a Demare y entonces Sagan se puso a mi altura. Me llevo bien con él. Si se cruza es una cosa, pero un codo…", dijo el británico, reprochando la acción del eslovaco.

Cavendish seguía la rueda del francés Arnaud Demare, que acabaría ganando la etapa, cuando el campeón del mundo soltó su codo derecho, haciendo caer al británico contra la barrera, a cien metros para la meta.

Dos ciclistas que iban detrás no pudieron evitar a Cavendish y chocaron contra él.

Cavendish, de 31 años, que lleva 30 victorias de etapa en su historial del Tour, sufre de una fractura en la clavícula derecha, informó su equipo, el Dimension Data, razón por la que abandonó la carrera.

Con la quinta etapa llega hoy el primer examen serio de montaña. El recorrido entre Vittel y La Planche des Belles Filles, de 160,5 kilómetros, tendrá la meta en alto tras un ascenso de 5,9 km al 8,5 de pendiente media.

No hay comentarios:

Publicar un comentario