miércoles, 20 de julio de 2016

El velódromo se queda sin lugar ni inversión

El Servicio Departamental del Deporte (Sedede) y la Alcaldía de Cercado dejaron ayer en claro que no invertirán recursos económicos en la implementación del nuevo velódromo, escenario que inicialmente tenía previsto ser montado sobre la misma base del circuito Edgar Cueto, que se encuentra en el parque Mariscal Santa Cruz.

Si bien, el Sedede había comprometido el dinero para construir la obra, finalmente desistió de hacerlo porque la misma está emplazada en predios municipales. Ante ese panorama, la institución gubernamental atraviesa un obstáculo legal que “le impide llevar adelante las labores contempladas al comienzo”, según lo relatado por el director del Sedede, Raúl Navarrete.

Por su parte, la oficina de los Juegos Suramericanos Cochabamba 2018 dependiente de la Alcaldía reconoció que, efectivamente, el Edgar Cueto está asentado en terrenos del municipio, pero que la administración de la infraestructura le corresponde al Servicio Departamental.

“Estaría descartado como proyecto por parte de la Alcaldía”, manifestó Adrián Patiño, consultor de la oficina de los Juegos del municipio, quien resaltó además que Cercado encara la concreción de 13 escenarios de envergadura de cara al evento internacional que acogerá la Llajta.

Pensar en sumar la inversión de un velódromo representaría una apuesta millonaria en dólares. “El de Chile costó 18 millones. Es un monto fuerte. Ello tiene que ser consensuado en el Consejo”.

“Lo hemos planteado ante Codesur (Comité Organizador de los Juegos). Nos vemos imposibilitados de gestionar algún proyecto de inversión porque uno de los requisitos básicos es tener el derecho propietario”, replicó Navarrete.

Así, el nuevo velódromo, tan esperado por el ambiente del ciclismo de pista (debido a que el Cueto ya está deteriorado y no reúne las especificaciones técnicas internacionales), queda en suspenso.

APARECE TOLATA, PERO NO ES VIABLE Ante el panorama, ha surgido la oferta de unos terrenos por parte de la Alcaldía de Tolata. El director de Codesur, José Luis Zelada, aclaró que simplemente se trata de un ofrecimiento y que el Consejo Nacional de Coordinación de los Juegos aún no tomó una postura al respecto: “Presentaron la nota ofreciendo el lugar, pero no se tomaron determinaciones de traslado”.

La alternativa no es “factible” para la Federación Boliviana de Ciclismo (FBC), que ha subrayado que el deporte del pedal es “citadino y no de campo”.

El titular de la FBC, Edgar Herrera, fue enfático y puso sobre la mesa su disconformidad: “No es viable ¿Quién va a correr ahí? Nadie. Se convertirá en un elefante blanco. El sol y el polvo en el Valle Alto deteriorarían la obra en solo un año”.

Herrera no dejó pasar la oportunidad para evidenciar su molestia con el Sedede. “El deporte se va a levantar. Ya sabían que los predios eran municipales”.

La Federación Boliviana estima que la construcción de la obra representará alrededor de 6 millones de dólares, cifra que incluye techado e iluminación. Solo la pista costará 2.500.000 dólares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario